Madres de familia se han visto afectadas por la insensibilidad de la delegación administrativa.
 MORELIA, MICH.-  El pasado lunes se dio a conocer el posible despido de personal de contrato que labora en la Secretaría de Cultura en Michoacán y hoy, se concretó la amenaza contra los empleados que tenían un contrato solo por enero y febrero.
 
Tal y como fue denunciado por un grupo de trabajadores, el despido fue de manera verbal, sin la liquidación que por ley les corresponde e inclusive, sin el compromiso de saldar los adeudos por salarios correspondientes a enero y febrero, aguinaldo 2016, prima vacacional; sin contar las prestaciones que les fueron retiradas hace meses sin previo aviso.
 
En entrevista para este medio de comunicación, Aidet Fuentes Maupompé, después de tres años en la SECUM, primero en el área de Vinculación e Integración Cultural, de donde pasó al Departamento de Teatro,  interpuso una demanda por despido injustificado, en la que principalmente alega le hayan sido retiradas sus prestaciones, sin previo aviso aun cuando continuaba en activo y con contrato vigente, cuestión que descubrió cuando en la guardería del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), no fue recibida su hija.
 
“Mi jefa directa, Selma Sánchez (jefa del departamento de Teatro) me notificó mi despido de manera verbal; lo hablado con Rafael Vitela Herrera, (jefe del departamento de Recursos Humanos)  era que elaborarían nuestros contratos primero, para darnos la alta al seguro y resolver lo de la guardería lo más pronto posible, y en lugar de eso me despiden, encima no hay fecha para pagar lo que se me debe”, señaló.
 
Otra de las afectadas, con 17 años como trabajadora en el Museo del Estado, es Leticia Sánchez, quien se enfrenta a ser desalojada de su hogar debido a que por falta de pago de la SECUM no ha podido solventar la renta, sin embargo lo que más le importa es su hijo, quien requiere atención especial, “yo voy a ponerme, solita, no importa con una cartulina frente a Casa de Gobierno para que el señor Silvano Aureoles me atienda, así como yo lo apoyé en su campaña, espero que me apoye también, porque no se vale”.
 
“Yo me acerqué al Delegado Administrativo (Edgar Rodríguez González), para solicitar un préstamo a cuenta de lo que se me adeuda y así poder pagar mi renta, pero me argumentó que no había dinero; yo ya me estoy asesorando con una abogada y voy a proceder legalmente que se me pague aunque sea lo que se me debe” apuntó.
 
Cabe recordar hace un par de años, acompañamos a la señora Leti para que interpusiera una denuncia ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) contra la SECUM, en ese entonces a cargo de Marco Antonio Aguilar Cortés, por discriminación sufrida durante el festejo del Día de las Madres por acudir a la comida con su hijo con Síndrome de Down.
 
La denuncia fue ignorada por el Secretario y por Relaciones Públicas (área responsable del citado evento), “yo no estaba pidiendo dinero, ni que me recompensarán, fue una evidente discriminación y lo único que quería era una disculpa por parte del secretario, que nunca se dio”. Ahora espera se muestre sensibilidad en su caso particular, y en el de sus compañeros, ya que cada uno sabe sus necesidades.
 
Al momento se sabe que dos trabajadores más del Centro Dramático de Michoacán (CRAM), dependiente de la SECUM, y quienes también fueron despedidos emprenderán acciones legales, entre otros de diversos departamentos de la dependencia estatal, a quienes les fueron despojados sus derechos laborales por falta de recursos en el Estado.