Morelia, Mich., 13 de Junio de 2017.,- El gobierno estatal que encabezó en su momento Salvador Jara Guerrero, no promulgó en tiempo y forma a la Charrería y la Fiesta de Toros como Patrimonio Cultural Inmaterial del Estado, por lo que el Congreso local determinó archivar definitivamente el Decreto número 335.

El decreto se aprobó en la pasada Legislatura, sin embargo, el mismo fue regresado al Congreso del Estado con observaciones de parte del Ejecutivo Estatal, que en ese entonces era Salvador Jara Guerrero.

En dichas observaciones el entonces gobernador y ahora subsecretario de Educación Media Superior y Superior, argumentó que no existe atribución alguna del Poder Legislativo para emitir ese tipo de declaratorias, toda vez que los antecedentes muestran que esos títulos los emite la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), y es dicho organismo quien establece los mecanismos que deben seguirse para conferir tales nombramientos.

De esta manera la Comisión de Cultura y Artes del Congreso del Estado, fundamenta su determinación en que este dictamen actualmente es una Minuta con Proyecto de Decreto, legislativamente no es posible derogarlo o abrogarlo, ya que no se promulgó y no surtió efectos jurídicos.

Asimismo, exponen que para la elaboración y presentación de esta iniciativa se debieron realizar consultas a los diferentes sectores involucrados en el caso que nos ocupa. Además de que nos pronunciamos respetuosos de todas las manifestaciones culturales en el Estado, sin embargo consideramos que no todas las Comunicaciones o Iniciativas de Decreto cumplen los requerimientos para ser consideradas como Patrimonio Cultural Inmaterial del Estado.