Morelia, Michoacán.- De acuerdo con el Sistema de Información Agroalimentario y Pesquero (Siap), Maravatío es el único municipio michoacano en donde se cultiva el rábano o nabo, en una superficie superior a las 9 hectáreas, con una cosecha de 146 toneladas, que le da a la entidad el 2° lugar nacional.

En este cultivo participan sólo cuatro familias de productores. El rábano o nabo (Brassica rapa subsp. rapa), también llamado berza, colza, naba, raba, rábano blanco, es una planta comestible cultivada principalmente en climas templados de todo el planeta como alimento de ganado, planta de inter siembra y consumo humano, principalmente por su tallo bulboso.

La variedad más común del nabo comercializada como hortaliza en Europa y Norte de América, es de piel y carne blanca, a excepción de los 1 a 3 centímetros superiores que al sobresalir de la tierra y recibir la luz del sol adquiere un color púrpura, rojo o verdoso.

Esta parte superior se desarrolla a partir del tejido del tallo, pero permanece soldada a la raíz, que es prácticamente esférica, de alrededor de 5 a 15 centímetros de diámetro y carece de raicillas laterales. La raíz principal (que se encuentra por debajo de la raíz engrosada) es delgada y de 10 centímetros o más de longitud; se corta tras la recolección.

En México, esta hortaliza se produce sólo en 2 estados de manera comercial, siendo Puebla y en 2° lugar Michoacán los principales, aunque en el país se establecen varios huertos familiares en donde se incluye esta hortaliza. Se cuenta de acuerdo con el SIAP, con una superficie sembrada de 117 hectáreas y una producción de 2 mil 011 toneladas.